Marítimo  | 

Suardiaz reactiva la conexión de Vigo con Nantes

La naviera que preside Juan Riva paralizó la autopista marítima a mediados de marzo por la suspensión de la producción de automóviles del grupo PSA por la pandemia del Covid-19.

Suardiaz reactiva la conexión semanal entre los puertos de Vigo y Nantes-Saint Nazaire (Francia). La naviera que preside Juan Riva paralizó a mediados de marzo esta autopista del mar por la suspensión de la producción de automóviles en la factoría gallega del grupo PSA.

Imagen de la terminal ro-ro de Bouzas en el puerto de Vigo.
Imagen de la terminal ro-ro de Bouzas en el puerto de Vigo.

El servicio marítimo entre Vigo y Nantes, que reanuda Suardiaz tras un paréntesis de más de dos meses a consecuencia de la pandemia del coronavirus, se ofrece, por el momento, con una única rotación.

El buque “Bouzas” cubre en solitario esta ruta que parte solo con coches con rumbo a Francia. La próxima semana retornará a la terminal ro-ro de Vigo, donde atracará con semirremolques procedentes del país galo.

La reanudación del enlace con Nantes posibilitará la escala en el puerto gallego del buque “Bouzas” dos días por semana. Antes de la declaración del estado de alarma, Suardiaz operaba con dos barcos que ofrecían tres frecuencias semanales. Además, la conexión de esta autopista del mar con Tánger (Marruecos) todavía está pendiente para su reactivación.

La naviera que preside Juan Riva alineará sus frecuencias con Nantes conforme al ritmo de producción de la fábrica del grupo PSA en Vigo, que retomó el montaje de vehículos el pasado 13 de mayo. La factoría gallega de la multinacional francesa de automoción, cuya actividad está creciendo de forma progresiva, incorporará un segundo turno en la fabricación desde este lunes 25 de mayo y un tercero a partir del 1 de junio.

La planta de PSA en Vigo producía, antes de la paralización por la epidemia del coronavirus, 2.200 vehículos diarios y contemplaba ampliar su capacidad a las 2.300 unidades por jornada. Los responsables de la factoría gallega estimaban alcanzar durante este año una fabricación récord de 550.000 vehículos que ha sido truncada por la crisis del Covid-19.